Los turistas no quieren frijoles siempre

Los habitantes de la cuenca del Amazonas son atesorados. En un barco de cocina suizo, ahora aprenden a hacer que sea sabroso para los viajeros – y a cocinar su mundo mejor.

El río Napo

Cuando nuestro transbordador de río sale a las 7 de la mañana, el Río Napo está todavía en una densa niebla. Desde el poderoso río, sólo se puede ver una delgada franja de marrón sucio.

El verde de la interminable selva tropical en la otra orilla sólo puede ser adivinado. Estamos en la cuenca amazónica del Ecuador, llamada Oriente, a cien kilómetros al sur del ecuador, donde el sol no brilla sino que arde y el aire es casi tan húmedo como el sudor que sale de sus poros durante el día.

Después de llegar al otro lado del río, David Höner se balancea sobre una lama de madera hasta la orilla. Compra una bolsa de huevos de codorniz y hace una primera ronda alrededor del mercado de Pompeya, al que los Kichwa de los pueblos vecinos van en canoa todos los sábados. Compara precios, comprueba la calidad de las verduras y bromea con las vendedoras. Höner está familiarizado con la gente y los productos del país.

Con una cuchara para la paz

Desde hace más de 20 años, el chef y trotamundos suizo vive en Ecuador. El joven de 62 años regresa al ferry del río con bolsas llenas de cebollas, tomates y frijoles. Allí se le espera para los 18 Kichwa.

Están presentes adolescentes, pero también mujeres de unos 40 años. Han sido estudiantes de Höner desde hace una semana; a bordo de su barco aprenden a inspirar a los europeos con comida amazónica y algo de creatividad, a calcular los precios de los menús y a saludar a los estadounidenses.

Los estudiantes se convertirán en la punta de lanza del turismo en Oriente y también se acercarán a los compatriotas en la mesa. Hoy los Kichwa están cocinando para los Waorani. “Cocinar y comer puede producir felicidad”, dice Höner con su voz cruda. “Construir puentes desde aquí puede ser usado para traer a grupos enemigos de nuevo al diálogo.”

Con su organización benéfica suiza “Cuisine sans frontières”, Höner cocina en zonas conflictivas de todo el mundo. El ferry de cocina en Ecuador es su último proyecto.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*